sábado, 25 de abril de 2009

Cementerio del amor.

Ayer lo supe
al mirar en el universo
titilar los luceros.

Esos brillos, son suspiros
que en el frió intergaláctico
trepidan.

Pensamientos de amor
atrapados, que aún centellean.

Ayer lo supe.

En un suspiro entrecortado,
en esa inmensidad
ansíe verte palpitar en un astro

Y descubrí que cielo es un cementerio de amor.

3 comentarios:

Jesús Brel dijo...

¡Si quieres los puedes liberar!
Siéntate en las nubes del silencio
y contempla con tranquilidad
el baile de las estrellas...
esa galaxia te puede sorprender.

Un abrazo grande, amigo Gabriel

Joan Tristany dijo...

Este es una maravilla que ya había leido varias veces y que conservo por alguna carpeta de mi desordenado "mis docemntos".
Hace penmsar mucho este poemazo.
Hoy desde esta noche de esta lluviosa barcelona no tengo acceso al cementerio.

Un fuerte abrazo
Joan

Claudieta dijo...

Donde yacen los muertos muertos
los muertos vivos
los silencios
y las sombras.
No es el cementerio.
Es la memoria.

Un beso